Canciones Elegidas por Cerati, el disco que faltaba en Spotify, enlistado.

gustavo_cerati-canciones_elegidas_93-04-frontal

Termino de leer la monografía de Maitena Aboitiz, donde reordena las palabras de Cerati por disco, como si lo hubiese escrito en persona, llego casi al final del trayecto, entendiendo mejor su proceso de composición y el subtexto de su lírica. Esta compilación editorial es un regalo que le pensaba hacer posteriormente a mi colega rockero Adán Torres, pero del que ya me estoy arrepintiendo, por ser una colección de grandes meditaciones poéticas convertidas en prosa. Un talento del cual efectivamente contagia el autor indirecto de esta obra.

Cada capítulo está dividido en la serie de entrevistas e intervenciones en medios que realiza públicamente, en donde explica en primera persona de donde nace la situación rectora para cada una de las líneas conductoras de un álbum, en orden histórico. Las peripecias de sus producciones audiovisuales, o más bien, la de los directores y creativos a los que le delegaba bien sus trabajos y fluía con la corriente de sus ángulos creativos. Sus detonadores, sus crisis, su opinión del entorno y de sí mismo como músico.

Llegaba el 2004, momento donde ocurrió el gran hiato de Gustavo para hacer experimentos con otras bandas, cuando a manera de un cierre inusitado de telón, le proponen en una gira en Españo que hiciera un disco con lo mejor de su música, en un compilado que normalmente hace la disquera. Es un trabajo en donde la casa productora normalmente agarra en automático las canciones más populares y lo vende en mercados como la Comercial Mexicana como pan caliente a precios reducidos. Supongo que él no quería algo así y lo toma como un emprendimiento personal. Un sello que imprime desde Soda y le agrega un valor más personal.

Enlazo a la ficha técnica del disco en su sitio oficial. Incluye un DVD con todos sus videoclips a la fecha. Esto irónicamente es una manera que actualmente tienen los artistas de motivarte a comprar el álbum físico. Por supuesto los videos no los puedo poner en Spotify, aún.

Este disco de su curación no está en Spotify, pero lo pude armar en un playlist como es debido, tomando las canciones de sus mismos discos disponibles. Esto es algo que hoy en día se pudiera argumentar como conflicto de copyright: ¿son las compilaciones y curaciones, una obra misma de propiedad intelectual que deba protegerse con derechos de difusión tal y como se protegieron los discos originales? Curar, mezclar, hacer playlists por supuesto que es una obra intelectual, pero tal vez la ubicuidad de los playlists online me dé la licencia -por defecto-, valga la expresión.

En resumen, en Spotify pueden escuchar con mi playlist el disco que los productores no han deseado hacer disponible en este canal, y que reúne los cortes personales de Gustavo.

Lo especial del disco es que resulta en un tono muy sincero de decirte: “¡hey! yo sé que te encanta corear mis sencillos, pero mira estas otras canciones que son magníficas, y algunas apremian como mis verdaderas obras maestras” (Sulky, Engaña, Vivo). Se da permiso de otorgarse el egoísmo intrínseco del artista de suprimir “las canciones de las masas” de su autoría, y, siguiendo el hilo de su sinceridad o entusiasmo, añadir: “Además creo que un par de remixes que me hicieron son inclusive mejores que mis arreglos originales”, que es en donde entran los disc jockeys Leandro Fresco, Zucker y Capri, para distintas versiones de Casa, Karaoke, Fantasma, Tu Cicatriz en Mí.

El corte para Latinoamérica es más rockero, por que él supo que nos gustaba más esa parte de él, siendo fans de Soda; y en el español predominando la elegancia de su música de propuesta más ambient y destellos de art rock. La música que lo llevara a mezclar en los venues más hip del mundo en sus de power laptop trio y demás experimentos electrónicos.

Mejorando la experiencia de lectura, cada capítulo lo voy leyendo habiendo escuchado cada disco, o si ya es muy de mi conocimiento, como lo es Bocanada, durante la lectura, para darle crear el ambiente y contexto de las palabras.

El resultado es un disco muy versátil y confortable. Espléndido para un día de introspección o un día de trabajo armonioso. En sus palabras, un balance con mucha fé en lo electrónico, una mezcla de tecnología que él confiaba significaba el futuro de la música, que no se peleaba con lo análogo sino que lo enriquece. “No hay nada más rock que una computadora”.

Cuando en unos meses más Spotify nos permita colocar carátulas a nuestros playlists, entonces creo que sí me las podré ver con la DMCA y Sony/BMG.

Ficha técnica de Canciones Elegidas 93 04 de Gustavo Cerati.

Comments
One Response to “Canciones Elegidas por Cerati, el disco que faltaba en Spotify, enlistado.”
  1. Lily dice:

    Cerati tiene muchas canciones que no son muy conocidas popularmente y son magníficas. El grueso de la gente sólo se queda con lo más comercial y en eso tenía razón….en que hay mucho mąs de él para escuchar y disfrutar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • Archivos

  • Gracias por leer este blog

    Comparte cada una de las entradas con los botones que se encuentran al final de cada una de ellas. Trataré de responder lo más pronto a todas sus consultas, si no, pueden contactarme por todas las vías sociales que agrego.

    ®Tonytacacci.com 2011 - Mexicali, Baja California.
A %d blogueros les gusta esto: